¡Jesucristo ha resucitado!

¡Jesucristo ha resucitado! Él ha vencido la muerte, el pecado, el infierno.

Pero, para eso, Él enfrentó la terrible Pasión y muerte en la Cruz. En un libro que encierra gran sabiduría, la “Imitación de Cristo”, leemos que “muchos siguen a Jesús hasta el partir del pan, pocos, sin embargo, hasta el beber del Cáliz de su pasión”. Hoy, el peor espectáculo de cobardía es dado por los falsos tradicionalistas, que conocen a fondo la crisis en la Iglesia pero, en vez de combatir el buen combate, prefieren acomodarse con una “entapilla de legalidad” ofrecida por herejes que no tienen, ellos mismos, ninguna legalidad. Otros ponen como objetivo lograr una misa tridentina “regularizada”, aun cuando esto cueste cesar toda denuncia contra los usurpadores. Como si el Tesoro de la Fe no fuera el bien mas precioso que temos que guardar a todo costo. Hasta la muerte debemos enfrentar, pero unos no quieren ni siquiera enfrentar las falsas acusaciones de desobediencia.

En este momento en que la Iglesia sufre su Pasión, pidamos fuerzas a Dios para sufrir junto a Ella, para que merezcamos la Gloria venidera. Cristo ha vencido la muerte en Su propia carne, e Él también dará la victoria a Su Santa Iglesia, que ahora está desfigurada, como estuvo el Señor en la Cruz.

Feliz Pascua a todos y que este momento de alegría nos fortalezca en la esperanza de la Gloria venidera, prometida para aquellos que sean perseverantes hasta el fin.